Cafeína y Tratamientos de Reproducción Asistida

Cafeína y Tratamientos de Reproducción Asistida

/ Instituto Europeo de Fertilidad
¿Afecta la cafeina en la fertilidad femenina?

¿Se desaconseja tomar cafeína durante un tratamiento de Reproducción Asistida?

Muchos necesitamos tomar café, té e incluso alguna bebida energética para sobrellevar el día y no acabar dormidos después del medio día. Pero las parejas que están tratando de lograr un embarazo deben reducir la cafeína, ya que años de investigación apoyan la idea de que la cafeína y los tratamientos de fertilidad no son una gran mezcla.

Ventajas de renunciar al café: Cafeína y Reproducción Asistida

La cafeína estimula el sistema nervioso, por lo que mucha gente busca una taza de café a primera hora de la mañana.

También causa un aumento en la frecuencia cardíaca y la presión arterial, y puede afectar al metabolismo, aumentando la producción de orina. Ninguno de estos datos son recomendables durante el embarazo, por lo que si tener un bebé es tu meta, cuanta menos cafeína, mejor.

Muchos científicos han estudiado los efectos de la cafeína en el embarazo y la fertilidad tanto femenina como masculina, y el abrumador consenso es que es mejor evitar la mezcla de cafeína y el tratamiento de fertilidad.

En un estudio de parejas sometidas a ciclos de fertilización in vitro (FIV), cuando el varón consumía tres o más tazas de café al día, las parejas tenían la mitad de probabilidades de quedar embarazadas que cuando el hombre bebía menos de una taza de café al día.

Otro estudio, cuando la pareja tomaba tres o más bebidas con cafeína diariamente antes del embarazo, tenían casi el doble de probabilidades de sufrir un aborto espontáneo temprano. El mismo estudio encontró un mayor riesgo de aborto espontáneo para las mujeres que consumían más cafeína durante el embarazo.

En general, podríamos decir que el consumo abusivo de cafeína, tiene una influencia negativa sobre los factores que afectan a la reproducción como sobre el desarrollo normal de la gestación. 

Los científicos no están seguros de por qué el consumo de cafeína puede afectar la fertilidad, pero estudios en animales indican que puede inhibir la maduración del ovocito y alterar la implantación endometrial, quizá a través de sus efectos a nivel de la tensión arterial. La cafeína también puede ser metabolizada de manera diferente durante el embarazo, y puede atravesar la placenta y puede afectar a un bebé en crecimiento.

Si no estás segura, consulta con nuestra Nutricionista especializada en Reproducción Asistida.